¡Feliz Año!

Desde NST deseamos que 2021 sea un año infinitamente mejor que el que acaba. El equipo de Nosólotécnica ya está pensando en próximas lecturas y sugerencias y hoy os ofrecemos un adelanto de nuestras intenciones. Esperamos, como siempre, despertar vuestra curiosidad.
Pasad una Feliz Nochevieja, pero no olvidéis tomar todas las precauciones.

María Seguido: Para el 2021 tengo varias novedades editoriales a la vista. Una de ellas, recién salida del horno, es Primavera extremeña. Apuntes del natural de Julio Llamazares (Ed. Alfaguara). Una novela sobre cómo vivió el autor el confinamiento con su familia en una casa situada en la sierra de los Lagares, cerca de Trujillo, en Extremadura. Allí estuvieron recluidos durante tres meses en un lugar que les regaló la primavera más bella que vivieron nunca.
Soy muy fiel a la escritora Anne Tyler y en enero se publicará su nueva novela, Una sala llena de corazones rotos (Ed. Lumen). La historia cuenta la vida de Micah Mortimer, un hombre que vive solo, es reservado y lleva una rutina estricta. Pero esta vida plácida vuela por los aires cuando Cassia, su pareja, le anuncia que van a echarla de su casa y un adolescente llama a su puerta alegando ser su hijo.
También me ha llamado la atención el libro de Espiro Freire, Tras los pasos de Jane Austen (Ed. Ariel) que saldrá en febrero de 2021. Como buena admiradora de Jane Austen me apetece conocer más de la vida de esta autora con este libro que recorre los paisajes y lugares que marcaron la vida de la escritora.
Por útimo tengo echado el ojo a la novela, El baile de las locas, de Victoria Mas (Ed. Salamandra, febrero 2021) que ha supuesto un gran impacto en Francia. Se trata de una novela histórica sobre experimentos psiquiátricos con las internas de un hospital en el París de 1885 aprovechando el popular baile de primavera en el hospital de la Salpêtrière. Ha tenido muy buenas críticas, destacando la admirable reconstrucción histórica y por ser un himno de libertad en honor a todas las mujeres.


José Alejandro Martínez: Buenos propósitos y proyectos a disfrutar, a ver si se cumplen. En narrativa tengo echado el ojo a dos prometedoras novedades con el punto en común del argumento familiar. Delatora (Ed. Alfaguara), de la eterna nobelizable pero no por ello menos sugestiva Joyce Carol Oates. Y por otro lado La deseada (Ed. Impedimenta), de la guadalupeña Maryse Condé, sin duda una buena puerta de entrada a la literatura francocaribeña. ¿Ensayo? Me muero de ganas de meterle el diente a Escuela de aprendices (Galaxia Gutenberg), donde la incisiva filósofa Marina Garcés reflexiona sobre el papel crucial de la educación en nuestro futuro común. Por lo demás, parece que por mor del virus se va a prolongar durante 2021 la conmemoración del 250º aniversario del gran Ludwig: ocasión inmejorable para degustar la reciente publicación de Beethoven, filosofía de la música de Theodor W. Adorno, por Akal. Y para que no decaigan las buenas vibraciones, tendremos disponible en DVD la filmación del musical American Utopia de David Byrne, dirigida nada menos que por Spike Lee. Buen material, aprovechadlo.


Pedro Peinado: La estupenda serie Gambito de dama ha sido un gran éxito que me ha enganchado como al que más. Como sabréis, está basada en una novela de Walter Tevis, un novelista estadounidense que dejó títulos muy interesantes. Alfaguara va a reeditar en enero de 2021 Gambito de dama y yo correré a leerla, pero cómo no buscar también otras de sus novelas, como las que inspiraron películas tan míticas como El buscavidas o El color del dinero. Para marzo espero el nuevo título, en Reino de Cordelia, de uno de mis autores favoritos de género breve, Devoraluces, de Ángel Olgoso, maestro del terror, de la fantasía y de lo oscuro, que en este volumen se pasa al lado luminoso, uno de esos autores que manejan el lenguaje con precisión de bisturí. Y, hablando de maestros del lenguaje, se avecina nueva novela de Antonio Lobo Antunes, ya publicada en portugués con este bello título: Diccionario da linguagem das flores. Mientras llega la traducción, 2021 será el año en que lea la anterior, De la naturaleza de los dioses. Y espero que también me de tiempo a acometer una de las grandes obras de Mircea Cărtărescu que es también una de mis grandes pendientes: Solenoide.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *