PATRIMONIO, URBANISMO Y MEDIO AMBIENTE. DEL AULA A LA RED

Otro sitio más de PoliBlogs, servicio de blogs UPM

Explotación de las aguas termales de As Burgas (Ourense)

| 0 Comentarios

En la siguiente entrada me gustaría reflexionar sobre la explotación sostenible de los recursos naturales, usando como ejemplo el manantial de aguas termales de As Burgas, situado en la cuidad de Ourense:

Desde hace unos 15 años, la ciudad de Ourense se promueve como la capital termal de Galicia. En la actualidad los estudios geológicos estiman más de 70 surgencias termales en Ourense, con un caudal superior a los tres millones de litros diarios, una cantidad que en Europa solo supera Budapest. El fenómeno se debe a la composición granítica del suelo, lleno de fracturas por donde se filtra el agua de la lluvia hasta varios kilómetros de profundidad. Es allí abajo donde se calienta el agua que luego que vuelve a la superficie por juegos de presiones.

Si bien sabemos que la «olla» ourensana que forman los ríos Miño, Loña y Barbaña ya estaba habitada durante la Edad de Bronce, la ciudad nace con los romanos, quienes comienzan a asentarse en la zona atraídos, en gran medida, por la presencia de manantiales de agua caliente. De hecho, el nombre de Aquis Aurienses con el que se conocía el lugar remite a una «aguas de oro», bien por el mineral depositado en la cuenca del Miño que los romanos habrían explotado, bien por el valor de los manantiales terapéuticos. 

En decir, el recurso siempre había estado ahí, pero se decidió explotarlo para atraer el turismo. De hecho, si miramos el portal del Ayuntamiento de Ourense prácticamente sólo se anuncian las termas y balnearios:

Fuente: Web de Turismo de Ourense

Se construyeron numerosos balnearios, hoteles y spas en toda la provincia; y se diseñó una ruta termal a lo largo del río Miño en Ourense ciudad, que incluye tres termas, tanto públicas como privadas. Todas estas acciones se pueden discutir desde un punto de vista territorial, pero en esta entrada me voy a centrar en las termas de As Burgas, las más antiguas de la ciudad y quizá las más conocidas.

As Burgas están en pleno casco histórico ourensano y se componen de tres fuentes distintas, que oscilan entre los 64 y los 81ºC. En la imagen podemos apreciar una de las fuentes, de estilo neoclásico, construida a mediados del siglo XIX, rodeada de una zona ajardinada:

Fuente: Turismo de Ourense

Las excavaciones más recientes (1995-2010) han confirmado la teoría con el descubrimiento de nuevas aras, piedras grabadas a través de cuyas inscripciones conocemos el culto al dios Revve Anabaraego. Sabemos por estos descubrimientos que As Burgas habría sido lugar sagrado ya antes de la llegada de los romanos, y que estos mantuvieron el culto, construyendo sobre él manantiales y una piscina-santuario para hogar del dios, responsable de los poderes salutíferos de las aguas. En el bulevar del Centro de Interpretación de As Burgas podemos visitar hoy los restos de esta construcción, fechada en el siglo I d.C.

Ahora bien, gracias a la construcción de numerosos balnearios y de la ruta en el río Miño se descubrió el gran potencial turístico de As Burgas, y en 2003 una empresa bajo el nombre de Xardín das Burgas propuso la construcción de un balneario en el centro histórico de la ciudad, aprovechando el caudal de las fuentes y un edificio cercano abandonado, que solía ser una cárcel.

Fuente: La Voz de Galicia

Dicha empresa compró una parcela y presentó al gobierno del momento un proyecto de balneario. En mayo de ese mismo año comenzaron los trabajos previos para la construcción de un hotel balneario de cuatro estrellas, de unos 4000 m2 dentro de un terreno que superaba los 24000 m2, lo cual suponía una inversión de unos 18 millones de euros, tras una recalificación del terreno. Fue un proyecto que sólo existió en papel, hasta que a principios de 2005, unas excavaciones no autorizadas asociadas a la construcción de un nuevo balneario, resultó perforado uno de los pozos que alimentan las Burgas, perdiéndose un 40% del manantial, y secando uno de los caños principales de las fuentes por las que surgen las aguas. Este hecho motivó en parte el inicio del expediente de declaración como Bien de Interés Cultural del sitio histórico de As Burgas por la Xunta de Galicia, que finalmente sería aprobado en el año 2007. Para prevenir más daños, en mayo de 2006 la Xunta de Galicia decidió intervenir para preservar el entorno, prohibiendo cualquier actuación cercana a los manantiales.

Todo esto no frenó al Ayuntamiento, que al verse sin balneario decidió construir una piscina termal en la zona superior de los manantiales, un proyecto que se inició en 2008 con un presupuesto de 230.000€, y se finalizó en 2009. La cuestión fue que la obra sí se hizo con el permiso de la Xunta, pero no se obtuvo el permiso para el aprovechamiento de las aguas. Es decir, se construyó una piscina sin agua para llenarla. Tras años de trámites, se consiguió abrir al público en el 2012.

                                          

                                            Año 2005                                          

  Año 2015

Fuente: Faro de Vigo

Los numerosos restos arqueológicos que se hallaron durante las excavaciones se pueden visitar en el Centro de Interpretación de As Burgas, un proyecto que supuso más dinero, en concreto unos 175.000€ para la puesta en valor de los restos y 65.000€ para la construcción del Centro.

Mientras tanto, la empresa Xardín das Burgas presentó una reclamación al Tribunal de Xustiza de Galicia  por algo más de 16 millones, que con los intereses superaba los 27 millones de euros como consecuencia de la anulación del Plan General de Ordenación Municipal de 2003, el cual había recalificado el terreno como urbanizable, que fue rechazada en octubre de 2017.

En conclusión, tenemos un recurso natural, que había sido usado por la población ourensana durante siglos, que estuvo a punto de ser destruido por un proyecto, aunque esto costara un impacto irreversible en la ciudad, por no hablar de los miles de euros malgastados. Se permitió en un principio la construcción sin un estudio previo adecuado, al igual que se hizo en muchos proyectos de la época pre-crisis en España. Ahora, en retrospectiva, se puede aprender de los errores como estos para que no se vuelvan a cometer en el futuro.

 

FUENTES

http://termalismo.ourense.es/historia-burgas/

http://www.farodevigo.es/portada-ourense/2017/10/20/polemico-proyecto-pesaba-sospecha-pelotazo/1770656.html

https://www.lavozdegalicia.es/noticia/ourense/2003/04/25/comienzan-trabajos-previos-obras-balneario-as-burgas/0003_1633008.htm

https://www.lavozdegalicia.es/noticia/ourense/ourense/2016/01/12/inseguridad-juridica-enfria-hotel-balneario-entorno-as-burgas/00031452540053940753664.htm

http://www.farodevigo.es/portada-ourense/2017/10/20/tsxg-rechaza-reclamacion-xardin-das/1770209.html

Escrito por Mª Victoria Sesto Muñoz

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.