PATRIMONIO, URBANISMO Y MEDIO AMBIENTE DEL AULA A LA RED

Servicio de blogs UPM

CAMBIOS EN LA TENDENCIA URBANA: DEL CENTRALISMO A LA CIUDAD VERDE

| 0 Comentarios

Desde los primeros asentamientos neolíticos que aparecieron junto a la agricultura y las nuevas maneras de organización social el modelo de ciudad ha evolucionado enormemente. Los primeros núcleos importantes de Oriente Próximo marcaron la línea central de desarrollo y fueron difundidos por el Mediterráneo por griegos, fenicios y cartagineses.

Los romanos dieron el primer gran salto, marcando dos vías principales de la ciudad y dotándola de alcantarillado, pavimentos y agua disponible gracias a canales y acueductos.

Con la llegada de la Edad Media apareció el feudalismo. Durante esta época las ciudades se convirtieron en núcleos concéntricos que iban aumentando con un trazado irregular, de pequeñas calles y callejones, sin ningún tipo de planificación ni control urbano.

La siguiente etapa clave fue la revolución industrial. Junto a las nuevas industrias aparecieron barrios obreros precarios que fueron la causa del desarrollo de los nuevos planteamientos urbanos.

Las dos propuestas fundamentales frente a estos  barrios obreros y la densificación de las ciudades fueron los ensanches y las ciudades jardín. Los ensanches consistían en aumentar el entramado urbano de una manera ordenada con forma de cuadrícula. Mientras que las ciudades jardín se basaban en llevar las viviendas a las afueras, creando zonas residenciales con buena calidad de vida. Aunque esta última parecía una buena fórmula, la verdad es que agravó el problema del transporte, ya que implicaba el uso masivo del coche.

eXe

Foto 1: Barcelona, contraste entre el Ensanche y el casco antiguo. (Fuente: geografiamungia.wordpress.com)

Como respuesta a estos planteamientos erróneos surgió la idea de la Ciudad Verde a mediados del S. XX, entendiendo que las ciudades deberían mimetizarse con el entorno, de una manera ecológica y sostenible. Desde entonces los gobiernos han ido cambiando la mentalidad y los planos urbanos han notado importantes novedades.

El desarrollo de esta idea ha sido global funcionando siempre como respuesta a los grandes problemas actuales de las ciudades. Estos problemas se pueden agrupar en cinco ramas:

  • El tráfico: es un problema de las grandes ciudades. En cualquiera de ellas se ve claramente cómo el propio ciudadano ha perdido el protagonismo de la ciudad. En ellas imperan los automóviles. De ello se derivan problemas como la contaminación acústica (en cualquier momento podríamos escuchar el ruido de los motores, pero ya ni somos conscientes de ello), el stress que genera el tráfico o la tan conocida contaminación por los gases expulsados.
  • Los residuos: el consumismo, la poca durabilidad de las cosas y el nivel de comodidades del ciudadano medio provocan que el nivel de residuos que se generan en las ciudades sea mucho más elevado que en cualquier otro sitio.
  • La densidad de población: el crecimiento acelerado, el precio del suelo y el aumento de las distancias hacen que la ciudad se adapte creciendo en vertical. Esto crea la sensación de que el espacio de vida del ciudadano se reduce día a día.
  • La escasa eficiencia energética: durante generaciones las innovaciones en construcción iban encaminadas hacia la estética y la seguridad, creando edificios que necesitaban calefacción en Invierno, refrigeración en Verano e iluminación eléctrica durante todo el día
  • Crecimiento de las ciudades en desarrollo: es un grave problema que atañe a las ciudades de países en desarrollo, ya que no disponen de los recursos necesarios para adaptarse al vertiginoso crecimiento que están experimentando. Debido a ello las ampliaciones han consistido en la creación de barriadas, las cuales se han convertido en focos de delincuencia, ocupaciones ilegales, insalubridad y desigualdad.

Por todo esto es necesario un cambio en el planeamiento urbano, apostar por nuevos modelos de transporte, grandes espacios verdes que funcionen como pulmones de la ciudad y encarar la realidad de los edificios sostenibles y eficientes. Tendremos que aprovechar los espacios inutilizados de la ciudad, apostar por la igualdad de las oportunidades de cada ciudadano y finalmente conseguir adaptar las ciudades al crecimiento actual. Con ello en mente, la Unión Europea ha decidido inclinarse hacia un modelo de ciudades policéntricas con límites inciertos a la vez que se renueva el equipamiento de los centros urbanos.

Para lograrlo, las políticas urbanas necesitan grandes cambios con soluciones creativas e innovadoras, como las siguientes soluciones planteadas al problema:

  • La renovación del modelo de transporte: esencialmente basada en dos ideas, el uso mayoritario de la bicicleta y los sistemas de transporte público que consumen energías limpias. Aunque el uso de la bicicleta depende en gran medida de su aceptación social, las costumbres, el clima o el terreno, será una de las claves de las nuevas ciudades. Por ello en ciudades como Vancouver se ha llegado incluso a proponer la creación de autopistas para bicicletas.
  • Involucrar a toda la ciudadanía: hacer partícipes a los ciudadanos de todas las decisiones, devolviendo el protagonismo a los ciudadanos.
  • El uso eficaz de los recursos: la nuevas ciudades deben sacarle el máximo partido a sus recursos (espacios, fuentes de energía, agua, productos autóctonos…) Es un problema que afecta especialmente a los centros urbanos. Actualmente se busca que sean los propios vecinos los que decidan sobre el uso de estos espacios, pues son los que mejor conocen el entorno. Las propuestas más comunes son los parques y los huertos ecológicos.
  • Reducir los residuos: la teoría actual se basa en reducir, reciclar y reutilizar. Reducir los productos que consumimos y sus envoltorios y reciclarlos para poder reutilizarlos.
  • Amplios espacios verdes: es importante tanto la creación de grandes parques como la recuperación de antiguos espacios verdes, siendo conscientes siempre de que cada parque debe ser acorde al medio natural que lo rodea.
  • Edificios sostenibles: los nuevos edificios deben primar la eficiencia energética, especialmente de cara a la climatización para reducir el gasto energético que conlleva. Para ello deberán tener ventilación suficiente. Retener el calor durante el invierno y repelerlo en verano e incorporar generadores basados en energías renovables para crear edificios autosuficientes.

Cómo se construye una ciudad verde?

Foto 2: Ejemplo de Ciudad Verde. (Fuente: www.seresponsable.com)

Dado que no hay una solución única, necesitáremos desarrollar todos los frentes por igual. Cambiar el modelo de transporte, reducir los productos y desechos, reciclar, crear zonas verdes y mejorar la eficiencia energética.

Estos cambios deberán ir acompañados de la evolución social y de nuevos planos urbanos policéntricos que faciliten la movilidad de las personas para que puedan desarrollar su vida cotidiana acorde al concepto de Ciudad Verde.

Rafael Villegas

Gonzalo Pastor

Deja una respuesta

Campos requeridos marcados con *.