Archivos del Autor: María Seguido

Nigel BARLEY, El antropólogo inocente

Nigel Barley, El antropólogo inocente.

Barcelona : Anagrama, 1989

Al acercarnos a este libro podríamos pensar que se trata de un libro de antropología. Y tendríamos razón. Pero también podríamos pensar que se trata  de un libro de humor. Y tendríamos más razón todavía ya que se trata de uno de los libros más divertidos que sobre este (y cualquier otro) tema se haya escrito.

Harto de ejercitar la antropología teórica, Barley llega a la conclusión que lo que necesita hacer es lanzarse a la aventura y pasar dos años (nada menos) instalado en una choza de barro para estudiar al pueblo Dowayo en Camerún, a lo Marvin Harris. Lo hace animado por las experiencia narradas por compañeros de universidad que le hacían sentir como un antropólogo de gabinete.

Su error fue pensar que lo que le contaban los antropólogos experimentados o las propias monografías de los clásicos de la materia era toda la verdad.

 

Las dificultades de Barley empiezan con los surrealistas trámites administrativos para lograr el permiso de estancia en el país dowayo y siguen con sus problemas con los bancos locales, las enfermedades varias que tiene que padecer y que casi acaban con él o los problemas de comunicación que hacen que, queriendo interesarse por la salud del jefe de la tribu, le pregunta en realidad si ha copulado con el herrero.

Hilarantes peripecias del día a día del antropólogo, que nunca se explican en la facultad y que aquí tienen el mismo protagonismo que otros aspectos más formales que te permiten conocer a la vez la forma de vida del pueblo dowayo.

Todo narrado con un gran sentido del humor en la mejor tradición británica. Como muestra la dedicatoria del libro,“al Jeep” o la forma cómo describe la cerveza dowaya que te lleva directamente del estado de sobriedad al de resaca, ahorrándote el paso intermedio de la ebriedad.

Barley no sólo es el autor, sino también uno de los personajes más elaborados del libro junto con el traductor, del que se sirve para entender las intrincadísimas costumbres dowayas, o el propio jefe de la tribu.

Nigel Barley se doctoró en antropología por Oxford , y posteriormente dedicó dos años al estudio de esta tribu del Camerún. Después de esta experiencia, el autor se incorporó al Museo Británico, cuyo departamento de publicaciones editó este texto como curiosidad. Nigel Barley hace con la antropología lo que Gerald Durrell hizo con la zoología.

 

Y si después de leer este libro os quedáis con ganas de más podéis seguir disfrutando con : “Una plaga de orugas: el antropólogo inocente regresa a la aldea africana” del mismo autor.

Jean-Michel Guenassia. El club de los optimistas incorregibles.

El-club-de-los-optimistas

Jean-Michel Guenassia. El club de los optimistas incorregibles. Barcelona: RBA, 2010.

Prefiero vivir como un optimista y equivocarme que vivir como un pesimista y tener siempre razón .

La historia nos la cuenta Michel Marini, un adolescente de 12 años, fotógrafo aficionado, lector compulsivo y jugador de futbolín en el café Balto de la plaza de Denfert-Rochereau, en París. Estamos en 1.959 y son los tiempos del rock'n 'roll y de la guerra de Argelia. En la sala de atrás de este café, que Kessel y Sartre frecuentaban, Michel conoce a Igor, Léonid, Sacha, Imré y al resto de integrantes del círculo de los incorregibles optimistas.

Gracias a ellos Michael comienza a abrir los ojos a la realidad, al exilio, al comunismo y a las dolorosas decisiones que han tenido que tomar aquel grupo de hombres para seguir siendo optimistas, pese a haber abandonado casa, familia, amores, ideales y principios. Michel que ve como su familia se desmorona y adopta a la gente del café Balto como su nueva familia.

Una novela repleta de historias y de personajes variopintos. Y con todos ellos vamos repasando los acontecimientos de la historia reciente de Francia y Europa de 1950 hasta 1986. Sus más de 600 páginas saben a poco porque querrías seguir leyendo sobre estos personajes a los que unen el amor al ajedrez, la dura experiencia del exilio y un terrible secreto del que Michel acaba por enterarse.

 

Jean Michel GuenassiaJean-Michel Guenassia es un escritor francés nacido en Argel en 1950. De profesión abogado, escribe guiones para televisión. Aunque en 1986 publicó la novela policíaca Pour cent million, el mismo considera El club de los optimistas incorregibles como su primera novela, es más ,“la novela de su vida”. Con ella se alzó con el Premio Goncourt des Lycéens 2009. Se le puede considerar un autor revelación a sus 60 años.

 

Podéis conocerle mejor a través de esta estupenda entrevista que  le hizo el programa Página 2 en noviembr de 2.010.

Página 2 - Entrevistas: Jean-Michel Guenassia

Acabé por clasificar a los escritores en dos categorías: los que lo dejan a uno llegar puntual y los que lo hacen a uno llegar tarde. Los autores rusos me proporcionaron una sarta de horas de quedarme en clase castigado… El período Tolstoi fue un mes nefasto. La batalla de Borodino me trajo tres horas de castigo.

Desayuno en Tiffany’s : cuando la literatura y el cine hacen una buena pareja.

desayunotiffanys1Cartel de la peliculaUna buena pareja: Truman Capote y Blake Edwars y una obra: "Desayuno en Tiffany´s", conocida en España en su versión cinematográfica con el título cambiado "Desayuno con diamantes".

"Los días rojos son terribles y en esos momentos lo único que me viene bien es ir a Tiffany's, porque nada malo me puede ocurrir allí"

El libro lo escribió Truman Capote en 1958. Quizás no sea “A sangre fría” pero sí es una extraordinaria novela corta, un irónico cuadro que satiriza los ambientes neoyorquinos intelectualoides de finales de 1950. Capote transmite estados de ánimo, evoca ambientes y perfila personajes sólo con la descripción de imágenes y situaciones.

La película la rodó en 1961 Blake Edwards . Este gran director, recientemente fallecido, dirigió grandes películas como "Días de vino y rosas","La pantera rosa", "La carrera del siglo", "El Guateque", "La mujer perfecta", "¿Victor o Victoria" o "Cita a ciegas". En principio se pensó en Marilyn Monroe para hacer de protagonista pero al final fue Audrey Hepburn la elegida y la verdad es que está perfecta en su papel de Holly Golighthly.

El guión adaptado de George Axelrod limaba diversas partes de la obra original. En la película se suaviza el personaje de su protagonista Holly, que en la novela es claramente una prostituta de lujo y en la película es más bien una simpática y adorable chica de compañía, que saca dinero a los hombres pidiendo suelto para sus visitas al tocador de señoras.

 

Otro cambio importante es el final (no lo destriparemos por si alguien todavía no la ha leído/visto), más edulcorado por exigencias de Hollywood así como ciertos diálogos que seguramente los censores no hubieran permitido.

 

Otra cosa, no cambiada, sino añadida, es la introducción del amante del protagonista masculino, Paul Varjak (George Peppard, en la película), que es mantenido por una mujer rica y casada. Quizás se añadiera en la película para igualar la catadura moral de uno y otro, y contar así la historia de dos inmorales redimidos al final por el amor, cuando en la novela la única inmoral es Holly.

 

Nadie como Blake Edwards para rodar fiestas locas y surrealistas, como la que da la protagonista en su apartamento con una galería de invitados totalmente variopintos y situaciones cada vez más divertidas y absurdas a medida que sube el nivel de alcohol.

 

La novela es más cruda que la película, con esa habilidad de Capote para retratar el lujo sórdido. Casi todo el mundo llega a la novela después de haber visto la película pero ambas son imprescindibles.

 

Inolvidable el tema de Henry Mancini, Moon river, y una de las escenas más famosas de la película cuando Audrey Hepburn la canta apoyada en la ventana de su apartamento.

La película está disponible en Bibliotecas de la UPM.

Guy Delisle, Pyongyang

Guy Delisle, Pyongyang.
Bilbao: Astiberri, 2005

A pesar de ser un país que continuamente aparece en las primeras planas de los periódicos, poco sabemos de Corea del Norte, país que somete a un férreo control la información que se proyecta a su exterior, por no hablar de la que se encuentra al alcance de sus ciudadanos, y en el que los extranjeros entran con cuentagotas.

Por ello resulta un placer la lectura de este maravilloso libro de Guy Delisle cuya principal virtud es la proximidad a lo narrado y la sensación de credibilidad y cercanía que el autor sabe transmitir. Escrito y dibujado (¿había mencionado que se trata de un cómic?) con una extraña mezcla de virtuosismo y sencillez, Delisle nos cuenta sus experiencias en Corea del Norte como asesor de animación (de dibujos animados, digo) en un gran estudio en el que se ha deslocalizado la producción de las series de dibujos de occidente.

Las diferencias culturales, lo absurdo del régimen totalitario que rige hasta la más mínima expresión de la vida cotidiana, la deshumanización provocada por el miedo y la constante propaganda, la frustración del autor por la imposibilidad de contactar con los coreanos son narradas con grandes dosis de humor y humanismo por Delisle. Y es que el autor vivió durante este tiempo en un constante estado de flemático estupor ante una cultura en constante estado de paranoia, asombro que combatía a través de pequeñas transgresiones como la de dar a leer a su traductor el prohibidísimo libro 1984 de G. Orwell o ¡escuchar la radio!

No dejéis de ampliar las viñetas (pinchando encima) para ir abriendo boca.


El autor en plena faena

pyongyang150bpyongyang150c

Otro cómic de este autor disponible en Bibliotecas de la UPM

Síguenos en: No sólo técnica en Facebook

Sandro Veronesi. Caos Calmo.

anag_caos.psSandro Veronesi.Caos Calmo.

Barcelona : Anagrama, 2008.

 

Este es un libro que leí sin saber nada de él y que resultó ser una muy grata sorpresa. Con esta novela Sandro Veronesi obtuvo el Premio Strega 2006, el más prestigioso galardón de las letras italianas.

 

La vida de Pietro, un ejecutivo de 43 años, sufre una terrible convulsión un día de finales de verano en que mientras está a punto de morir ahogado al salvar a una desconocida, pierde a la mujer con la que estaba a punto de casarse, madre de su única hija. Llega el primer día de colegio y Pietro acompaña a su hija Claudia. Es demasiado pronto, aparca el coche delante del cole y le promete a Claudia que la esperará allí, hasta las cuatro y media, sin moverse de ahí.

 

Lo que fue una frase, dicha sin pensar mucho, se convierte en una promesa que debe cumplir y acaba siendo la realidad cotidiana de su vida a lo largo de varios meses. Y así se instala en un “caos calmo” desde donde protege a su hija y que le sirve de refugio mientras la ciudad se adentra en el otoño.

 

Desde allí observa el mundo, la ciudad, y reflexiona. Se pregunta el por qué de muchas cosas. Se descubre. Asistimos a una divertida peregrinación de personajes que le van a visitar a su nueva ubicación: dentro de su coche aparcado(convertido en oficina, confesionario o diván de psicoanalista) o paseando por los jardines cercanos. En principio van a consolarle pero acaban contándoles sus penas.

Allí le va a ver su familia: su hermano, triunfador e inmaduro; su cuñada, desquiciada y embarazada por tercera vez , la desconocida que Pietro salvó y que descubre una traición…

También acuden sus compañeros de trabajo y jefes, como Paolo, un cristiano de izquierdas capaz de interpretar una fusión industrial en clave bíblica o Piquet, cada día más neurótico con su familia y todos angustiados por el complicado proceso de fusión empresarial en el que están inmersos.

 

Además Pietro establece relaciones con distintos personajes que aparecen en su nueva ubicación: una chica que pasea a su perro todas las mañanas, un vecino que le invita a comer, el dueño del café donde desayuna, un chico con síndrome Down que pasa todos los días con su madre y que piensa que el coche de Pietro le saluda.

Al final es Claudia la que ha tenido que decirle las cosas que por sí mismo no es capaz de comprender:

Papá, me ha dicho, tienes que volver al trabajo…Tienes que pensar en nuestro futuro, papá…Tienes que poner orden en tu vida, darle una dirección, un sentido, porque el caos que gobierna la de los niños es bonito, es verdad, pero tú eres un hombre. Y no has de tener miedo de que la burbuja se rompa, porque la burbuja ya se ha roto.

 

Muchos personajes, muchas reflexiones, comentarios y experiencias. Todo ello contado con humor, con ternura y con pasión.

 

Incluimos una entrevista con Sandro Veronesi hablando de su libro.caos_calmo1

 

Esta novela fue llevada al cine en 2008 por Antonio Luigi Grimaldi. La película me gustó (aunque me quedo con el libro) y Nanni Moretti (director de “Caro diario” entre otras) está muy bien en el papel de Pietro. Esta película recibió un ataque abierto por parte de la Conferencia Episcopal Italiana (CEI) por una escena de sexo “muy explícito” entre Nanni Moretti e Isabella Ferrari.

 

 

 

 

 

 

 

Lee, Harper: Matar a un ruiseñor

Harper Lee. Matar a un ruiseñor.

"Uno no comprende realmente a una persona hasta que no se mete en su piel y camina dentro de ella".
 
Se conmemoran los 50 años de la publicación de esta novela, considerada un clásico contemporáneo y con el que su autora, Harper Lee, gano el Premio Pulitzer en 1961.
 
La novela se desarrolla en los años de la Gran Depresión, en una ciudad sureña de los Estados Unidos, Maycomb. Un hombre negro es acusado de violar a una mujer blanca. Pese a no existir pruebas el hombre es inculpado y nadie quiere defenderlo. Sólo una persona, el abogado Atticus Finch asumirá su defensa y se enfrentará a las críticas de su comunidad e incluso al odio de algunos.
 
Es la voz de Scout, una niña de 9 años e hija del abogado la que nos cuenta lo que ocurrió ese verano, uno de los más calurosos que recuerda, en su ciudad.
Las aventuras de Scout, su hermano Jim y un amigo, Dill para descubrir a un misteriosos vecino que nunca sale de casa se entremezclan con el mundo de los mayores y todo lo que rodea al juicio.
Los niños no entienden mucho lo que pasa y la razón por la que su padre defiende a “negros y canallas” contra la opinión de la mayoría del pueblo. Pero como le dice Finch a su hija: “La única cosa que no se rige por la regla de la mayoría es la conciencia de uno”.
 
Mezcla de ficción y recuerdos de infancia (Scut es el alter ego de Harper Lee), Matar un ruiseñor está profundamente relacionada con un tiempo y un espacio, sin el cual no puede entenderse. 50 aniversario_Matar a un ruiseñorLa novela se publica en 1960, en los años de la lucha en Estados Unidos por los derechos civiles para los afroamericanos, con Martin Luther King a la cabeza.
 
Después de leer este libro desearías ser o al menos tener cerca a un “Atticus Finch”, la imagen misma de la integridad. Esa persona que siempre hace lo que debe cuando debe, sin importar las consecuencias.
 
Como curiosidad decir que el personaje de Dill, ese niño que ha venido a pasar las vacaciones a casa de su tía está inspirado en Truman Capote, amigo de la infancia de la autora. De hecho Harper Lee acompañó a Capote en 1959 a Holcolm (Kansas) para investigar la matanza de la familia Clutter, viaje del que surgiría otra obra maestra de la literatura estadounidense, A sangre fría.
 
Nelle Harper Lee (Alabama, 1926) publicó este libro en 1960, cuando tenía 34 años. Fue un éxito inmediato (hasta ahora se han vendido más de treinta millones de ejemplares) y al año siguiente ganó el Premio Pulitzer.
 
Cuando se publicó la novela, Harper Lee concedió algunas entrevistas, pero al poco tiempo decidió huir de los homenajes y de la fama. Vive tranquila entre su ciudad natal, Monroeville (Alabama) y Nueva York. De vez en cuando, aparece para recoger algún premio, tímida y cariñosa a la vez con sus lectores. Ésta ha sido su único libro publicado.
 
peckandleephoto11

Harper Lee con Gregory Peck durante el rodaje de la película.

No se puede hablar de este novela sin recordar la maravillosa película de Robert Mulligan, estrenada en 1962, en la que Gregory Peck encarna al incorruptible abogado Atticus Finch, que mereció uno de los tres Oscar de la película, con una interpretación inolvidable.Cartel de la película Matar a un ruiseñor
Matar un ruiseñor es un alegato contra el racismo y los prejuicios, un libro a favor de la tolerancia y la convivencia.
Este libro lo puedes encontrar en la Bibliotecas de la UPM.
 

 

Síguenos en: No sólo técnica en Facebook

Héroes sin armas. Fotógrafos españoles en la Guerra Civil.

Heroes sin armas“Héroes sin armas. Fotógrafos españoles en la Guerra Civil. El frente de Madrid”. Madrid : SECC/ La Fábrica Editorial, 2010. Libro + DVD

Hoy en día, las imágenes más conocidas de la Guerra Civil son las que realizaron los fotógrafos de guerra extranjeros. ¿Qué pasó con los profesionales españoles? ¿Dónde quedaron sus fotografías?

Estas preguntas tienen su respuesta en este libro donde se cuenta la labor de la primera generación de reporteros gráficos españoles, cuyo rastro desaparece después de la Guerra Civil.

Un grupo de amigos y compañeros: Luis Marín, Pepe Campúa, Alfonso y José María Díaz Casariego. Son excelentes fotoperiodistas. Todos publican en un puñado de medios, tanto de izquierdas como de derechas. Pero todos coincidieron en la afamada revista Mundo Gráfico en los años 20, dirigida por José Campúa, padre de Pepe. Retratan a la Familia Real, las actrices de la época, los avances tecnológicos o las agitadas sesiones del Congreso de los Diputados.

Estalla la Guerra Civil española y estos fotógrafos, con un bagaje profesional extraordinario, sacan miles de negativos de gran valor de la vida cotidiana o de la lucha en el frente . Fotografías que dejan constancia del sufrimiento y la radicalización de un Madrid sitiado, el asesinato de Calvo Sotelo, los combates en el Puerto de Navacerrada, el resguardo de los bombardeos en el metro de Madrid, la entrada de las tropas franquistas a la capital, la huida de familias de campesinos…

Estos negativos desaparecen al acabar la guerra: Marín los guarda en cajas en su casa, a Díaz Casariego se los requisan. Alfonso, ante el miedo a ser expoliado, declara que su archivo se ha quemado en el transcurso de la contienda.

El libro recoge su biografía y una selección de fotografías (más de 60 en total) así como un documental (en DVD) donde se incluyen “extras” que ayudan a comprender el contexto histórico del momento que vivieron estos fotógrafos así como particularidades técnicas y curiosidades que formaban parte del día a día del oficio del foto reportero. La Sociedad Estatal de Conmemoraciones Culturales estrenó el pasado 23 de abril el documental en la sede madrileña de la Academia del Cine.

Alfonso, Campúa, Marín y María Díaz Casariego dispararon con su mejor arma: la cámara.

El guardián entre el centeno, de J. D. Salinger.

Cubierta del Guardian entre el centenoJ.D. Salinger. El guardián entre el centeno.

"Si de verdad les interesa lo que voy a contarles, lo primero que querrán saber es donde nací, cómo fue todo ese rollo de mi infancia, qué hacían mis padres antes de tenerme a mí, y demás puñetas estilo David Copperfield, pero no tengo ganas de contarles nada de eso"

Así empieza El guardián entre el centeno, la primera novela corta de J.D. Salinger que se convirtió en un clásico de la literatura moderna estadounidense casi desde el mismo momento de su publicación, en 1951.

Mucho se ha escrito sobre este libro y sobre la peculiar personalidad de su autor. Yo lo leí hace 20 años y lo he vuelto a leer ahora y me ha gustado tanto como recordaba. Salinger murió el pasado 27 de enero a los 91 años de edad.

 

La primera traducción al castellano de The Catcher in the Rye se publicó en Argentina en 1961 y se tituló "El cazador oculto". En 1978 una traducción española tituló la obra como "El guardián entre el centeno". A Salinger le pareció mejor este segundo título y desautorizó la primera traducción al castellano que nunca más pudo usarse.

 

Escrito en primera persona, El guardián entre el centeno relata las experiencias de Holden Caulfield, un adolescente de 16 años en la ciudad de Nueva York, después de que le echen del Pencey Prep, su escuela secundaria.

 

Holden es un estudiante desastroso, malhablado, fumador empedernido, un mentiroso compulsivo e irónico y a ratos una persona amable y carismática. Demuestra su lado tierno siempre que habla de su hermana pequeña Phoebe y de su hermano Allie, que murió de leucemia cuando tenía solo 13. Le preocupan mucho el tema de las chicas, no entiende el sexo y se acuerda mucho de Jane, un antiguo amor que pasaba con él los veranos jugando a las damas.

 

Se pregunta muchas cosas entre otras a dónde van los patos cuando el agua del lago del Central Park esta helada y así explica a su hermana lo que le gustaría ser si pudiera elegir:

Muchas veces me imagino que hay un montón de niños jugando en un campo de centeno. Miles de niños. Y están solos, quiero decir que no hay nadie mayor vigilándoles. Sólo yo. Estoy al borde de un precipicio y mi trabajo consiste en evitar que los niños caigan a él…..Yo sería el guardián entre el centeno.

 

Salinger es el prototipo de escritor excéntrico. Después de haber obtenido la fama con su primera novela se apartó del mundo exterior y protegió al máximo su privacidad. Se mudó de Nueva York a Cornish (New Hampshire), donde continuó escribiendo historias que nunca publicó.

Es el segundo libro más estudiado como lectura obligatoria en los institutos estadounidenses. En los 90 fue el nº 13 en la lista de libros más leídos en su país según la Asociación de Bibliotecas Americanas y en el año 2005 se mantuvo entre los diez primeros.

 

Disponible en las Bibliotecas de la UPM

Síguenos en: No sólo técnica en Facebook

Evelyn Waugh. Retorno a Brideshead

Waugh, Evelyn

Retorno a Brideshead

Barcelona: Tusquets, 2008

 "Debía parecerle que no le escuchaba y, con un último esfuerzo para despertar mi interés, dijo:También hay una espantosa fuente delante de las escaleras, descomunal, hecha de rocas y de todo tipo de animales de piedra. Nunca habrás visto nada igual.Sí, Hooper, la he visto. He estado antes aquí….Había estado antes allí…Lo conocía todo muy bien"

Así se inicia el viaje hacia el pasado de Charles Ryder. Estamos en 1940, en plena Segunda Guerra Mundial. Charles es un oficial del ejército inglés que rememora su estancia en Brideshead, la mansión donde ahora se aloja su regimiento. El "retorno" de Charles a Brideshead devuelve a su memoria aquellos tiempos, anteriores a la guerra, en que paseaba por sus hermosos jardines y salones.

Charles conoce a Sebastian Flyte en Oxford y rápidamente queda enredado en el carisma de este personaje hedonista, melancólico y autodestructivo. Cuando acompaña a su amigo a la mansión familiar, Brideshead Castle, queda de nuevo seducido por el lugar ("Así me convertí al barroco", comenta nuestro protagonista) un paraíso de elegancia y obras de arte que Charles plasmará en sus cuadros, una vocación incipiente que luego se convertirá en su profesión. Y queda atrapado por los Flyte, una familia aristocrática, excéntrica y opulenta, marcada por el escándalo de un padre exiliado en Venecia con su amante. Por el contrario Ryder sólo tiene a su padre, un tipo muy peculiar, solitario que mata el tiempo coleccionando curiosidades. Las escasa escenas entre padre e hijo son las situaciones más cómicas de la novela.

Sebastian introduce a su amigo en una Arcadia efímera y así vamos conociendo una impresionante galería de personajes. Una madre (lady Marchmain) controladora y reina del chantaje emocional; Sebastian que sólo quiere ser feliz pero está atrapado por su familia y queriendo huir, acaba alcoholizado; Julia Flyte, la hermana, que parece que no encuentra su lugar en la vida y que pudiendo ser feliz con Charles renuncia a él presa de la culpabilidad; Cordelia Flyte, la hermana pequeña, uno de los pocos personajes felices junto con el hermano mayor, Bridey. Los Flyte son católicos y la religión suele figurar en sus conversaciones, ejerciendo una gran influencia en sus vidas, algo que Charles nunca logró entender.

Evelyn Waugh nació en Londres en 1903 y murió en Somerset en 1966. Hijo de un conocido editor y crítico literario, estudió en Oxford y se graduó en historia moderna. Su primera obra, Decadencia y caída (1928) le dio fama inmediata. En 1930, después de divorciarse de su primera mujer, se convirtió al catolicismo. Viajó por todo el mundo y luchó en diversos escenarios de la segunda guerra mundial. Entre 1943 y 1944 mientras se recuperaba de una herida producida al tirarse en paracaídas, escribió Retorno a Brideshead, que se publicó en 1945.

Waugh se caracteriza por el espíritu irónico y mordaz con que disecciona la sociedad inglesa de la época de entreguerras. Escritor inteligente, divertido y algunas veces, como en la novela que nos ocupa, nostálgico. De hecho Waugh, en el prólogo del libro de 1959 se disculpa por el tono melancólico y de fascinación por esa vida aristocrática y sibarita de la novela achacándolo "a la época deprimente, de privaciones y continuas amenazas" de la guerra.

La revista Time incluye a Brideshead Revisited en su lista de las 100 mejores novelas de todos los tiempos.

No se puede hablar de este libro sin mencionar la magnífica serie de la televisión británica (1981), producida por Granada Television, con una banda sonora inolvidable compuesta por Geoffrey Burgon. A través de esta serie llegué al libro y descubrí a Evelyn Waugh.

La película del mismo título, estrenada en 2008, es totalmente prescindible y simplifica de una forma lamentable la novela.

En 2009 se publicó un libro , Mad world. Evelyn Waugh and the secrets of Brideshead, de Paula Byrne que sostiene la hipótesis de que los Flyte de la ficción son la réplica de los Lygon de Madresfield, poderoso clan de terratenientes que abrió las puertas de su mundo privilegiado y decadente al joven Waugh.

También en NST se ha reseñado otro libro de E. Waugh: Decadencia y caída.

La carretera. Cormac McCarthy.

carretera1McCARTHY, Cormac. La carretera. Barcelona: Mondadori, 2007.

 

La carretera (en inglés The Road) es una novela escrita en 2006 por el escritor estadounidense Cormac McCarthy, creador de otras novelas como No es país para viejos y Ciudades en la llanura. La carretera fue galardonada con el Premio Pulitzer 2007 en la categoría de ficción, con el James Tait Black Memorial Prize en 2006 y fue finalista para el National Book Critics Circle Award en 2006.

 

La historia discurre en un mundo apocalíptico donde todo está desolado. No se explica qué ha pasado. En tales circunstancias un padre y su hijo viajan hacia la costa para buscar un lugar seguro en el que vivir. En su viaje se encontrarán con los pocos seres humanos que quedan, la mayoría de los cuales, se han vuelto locos o se han convertido en caníbales.

Superar cada día es muy duro. Llegar a un lugar seguro donde pasar la noche, alejados de la carretera (“la larga carretera negra”)pero cerca de ella, es vital. El carro de la compra, lleno con las cosas que les van a permitir seguir adelante, es más valioso que cualquier tesoro.

No se mencionan los nombres de los personajes y podemos adivinar que el niño sólo ha conocido el mundo actual. Se sabe muy poco del pasado, interesa el presente salpicado con unos pocos recuerdos del padre.

Escrito de forma muy sencilla, escueta y rápida, logra transmitir toda la incertidumbre y angustia de sus personajes al lector. Leyéndolo sientes frío (mucho frío), hambre, desasosiego, miedo, el mismo que pasan padre e hijo y de vez en cuando, muy pocas veces, la tranquilidad de un lugar seguro y cómodo. Relato lleno de silencios que, a veces, parecen ocupar más espacio que el propio texto.

La relación padre-hijo es la base del relato. El padre velando siempre, día y noche por “el chico” , al que quiere infundir tranquilidad ante una realidad desoladora. Los diálogos son telegráficos pero rotundos. Como muestra, un botón:

“Observó al chico y miró. Ahora que era de día podían verlos desde la carretera. El chico se movió. Luego abrió los ojos.

Hola, papá, dijo.

Aquí estoy.

Ya lo sé “.

A los ojos de estos dos seres humanos apenas importa el número de supervivientes que se han transformado en lobos, pues han decidido apoyarse y aferrarse el uno al otro para no sumergirse en el abismo. Así lo hablan sus protagonistas:

 

“…¿Todavía somos los buenos?, dijo.

Sí. Todavía somos los buenos.

Y lo seremos siempre.

Sí. Siempre.

Vale”.

 

En 2.009 se estrenó la película, basada en la novela y con su mismo título, dirigida por John Hillcoat y con Viggo Mortensen y Kodi Smit-McPhee como protagonistas.

Libros de Cormac McCarthy disponibles en las Bibliotecas de la UPM

Síguenos en: No sólo técnica en Facebook

1 6 7 8